C/Jose Pardo, 25
27370 Rabade (Lugo)

Casa rectoral muy bien restaurada. 1086

399.000

Esta casa rectoral se encuentra en Irixoa, A Coruña. Está a 15 km del mar en la Ría de Ares y Betanzos y sus maravillosas playas. Es una casa rectoral de tres plantas que tiene adosada otra casa más pequeña, estando ambas comunicadas por el interior.  Las dos casas son de piedra y confluyen en un bonito patio interior abierto. Su superficie conjunta construida es de unos 400 m2. Esta casa rectoral se levanta sobre un terreno de 16.200 m2 muy bien cuidado. Tiene un huerto ecológico, un invernadero y un manantial del que fluye agua permanentemente. Es de destacar que los materiales de construcción son de primera calidad. Todas las puertas acristaladas y las ventanas son de cristal doble Climalit.  La carpintería de las puertas y los suelos son de castaño en la planta superior. En la planta baja se ha utilizado una pizarra acorde con el entorno. Toda la casa tiene calefacción.

 

 

Descripción

Esta casa rectoral se encuentra en Irixoa, A Coruña. Está a 15 km del mar en la Ría de Ares y Betanzos y sus maravillosas playas.

 

Una casa rectoral que son dos

 

LA CASA PEQUEÑA

Es una casa rectoral de tres plantas que tiene adosada otra casa más pequeña, estando ambas comunicadas por el interior.  Las dos casas son de piedra y confluyen en un bonito patio interior abierto. Su superficie conjunta construida es de unos 400 m2.

Empezamos el recorrido de la propiedad por la casa pequeña. Tiene un acceso típico de las casas de campo gallegas. Puerta de entrada desde el exterior, un zaguán o pasillo cerrado que distribuye a las habitaciones y puerta de salida al patio en el otro extremo. En esta PLANTA BAJA,  tenemos a la izquierda una preciosa cocina de estilo antiguo, que conserva un horno de piedra para hacer pan, una cocina de leña y una lareira, la típica cocina de casa de campo gallega. Es un buen sitio para comer un pequeño grupo de gente.

Continuando por el pasillo de esta planta, encontramos una escalera que comunica con la buhardilla  situada en la SEGUNDA PLANTA. Se trata de un amplio loft abuhardillado modulable, con espacio para montar un apartamento independiente. Facilmente se podrían emplazar hasta 4 camas o alguna más si fuese necesario. Esta perfectamente acondicionada, con ventanas oscilobatientes Velux. Tiene suelo de madera y vigas de madera vistas. Es un espacio muy acogedor y cómodo. Y tan amplio como para tener zonas de estar y para dormir por separado.

 

LA CASA GRANDE

Ahora accedemos a la casa grande, a través de una puerta que nos sitúa en un amplio salón comedor con chimenea de piedra. Este es el nexo entre las dos casas. En la PLANTA BAJA también hay un amplio distribuidor del que salen todas las estancias. El propio distribuidor tiene un espacio que se puede utilizar como comedor. Porque en esa zona hay una pequeña cocina moderna completamente equipada. Tiene una alacena para vajilla y demás. Además, en la misma planta, hay un cuarto de baño y un despacho. En la PLANTA PRIMERA, dos dormitorios amplios con cuarto de baño incorporado. Las escaleras nos llevan a la SEGUNDA PLANTA. Allí hay una zona abuhardillada que podría ser un pefecto trastero o similar.

En patio interior,  esta casa tiene un porche bajo el cual, en unas mesas y sillas de madera, se puede comer. También hay un pajar restaurado que ahora es un buen taller. Y un pequeño almacén.

 

 

El paraíso secreto del párroco

Esta casa rectoral se levanta sobre un terreno de 16.200 m2 muy bien cuidado. Tiene un huerto ecológico, un invernadero y un manantial del que fluye agua permanentemente.  También hay unn hórreo, el típico granero gallego. Los propietarios de esta casa rectoral aman la Naturaleza. Del bosque que tenía originalmente la finca, han eliminado los eucaliptos exóticos y han dejado crecer árboles autóctonos. El resultado ya es visible, pero cada vez será mejor.  La privacidad está garantizada, una pequeña carretera llega hasta la casa y termina allí: es la última casa de la zona.

Es de destacar que los materiales de construcción son de primera calidad. Todas las puertas acristaladas y las ventanas son de cristal doble Climalit.  La carpintería de las puertas y los suelos son de castaño en la planta superior. En la planta baja se ha utilizado una pizarra acorde con el entorno. Toda la casa tiene calefacción. La casa se puede adquirir con parte de los muebles negociando el precio.

La superficie de la casa y del terreno, su distribución y su calidad de construcción y acabados, permiten convertir esta casa rectoral en un pequeño hotel con encanto. Pero, si lo que busca es una vivienda familiar, esta resulta amplia y cómoda, por grande que sea la familia.

Información adicional

Baños

3 baños

Dormitorios

4 dormitorios

Estado de conservación

Para vivir

Localización

Cercano a la costa

Edificios externos

Cocina lareira, Horreo, Trastero

Parcela

Parcela más de 10.000 m2

Plantas

3 plantas

Salas / salones

3 salones/salas/comedores

Tipo de propiedad

Vivienda rural

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Casa rectoral muy bien restaurada. 1086”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *